feed

jueves, 22 de julio de 2010

Para Elisa podría no ser una composición de Beethoven




«Un musicólogo afirma que Beethoven no compuso Para Elisa». Este titular fue quizás el que en un mayor número de veces saltó a los medios de comunicación cuando Luca Chiantore (Milán, 1966), por méritos propios referencial estudioso del compositor, dio a conocer su último estudio beethoveniano "Beethoven al Piano". Cosas de nuestro tiempo: los grandes genios de la cultura occidental ocupan lugares en ocasiones privilegiados en los medios únicamente cuando la noticia viene indisolublemente unida a su correspondiente dosis de morbo (una atribución, una nueva obra). Y esta la tenía: ni un solo diario se hubiera ocupado de una sonata de juventud, pero sí de esta celebérrima bagatela que aparece en nuestras vidas dónde menos lo esperamos.
Sin embargo, este titular merece explicación, tal como hizo el autor en la presentación de su más reciente obra: el profundo, interesante y magníficamente bien escrito Beethoven al Piano, publicado por Nortesur Musikeon, que hay que considerar de obligada consulta para profundizar en la figura y obra pianística de un compositor del que se conocen muchas cosas pero que de otras esenciales —como la interpretación pianística— se sabe poco. Chiantore lo aborda desde una perspectiva actual, valiente y novedosa.
Chiantore dedica un capítulo al caso Para Elisa por medio de un interesantísimo estudio sobre las vicisitudes de la partitura y la impostura o no del pretendido descubridor, el célebre Dr Nohl —autor de una extensa biografía de Beethoven y de la transcripción de su correspondencia—. De paso le viene como anillo al dedo para, en primer lugar, bajar al mundo terrenal la intocable patrística musicológica germánica, animando a un debate que incomprensiblemente apenas existe. En segundo lugar, para defender lo que para éste es el mayor mérito del original indubitado sito en la Beethovenhaus de Bonn, aunque de modo fragmentario y desordenado —y no dedidado a ninguna Elisa—: ser testigo real y objetivo «de una interpretación abierta a la improvisación». Chiantore, finiquitando la autenticidad de la edición de Nohl, concluye que la improvisación por los intérpretes es la que debe dar vida a los apuntes de Bonn.
La conclusión en realidad debe ser convenientemente matizada y Chiantore se pregunta hasta qué punto puede ser atribuida una obra a un autor cuando únicamente conocemos que compuso unos fragmentos, y que un tercero le dio «su» coherencia formal y musical como si de un puzzle se tratara. Muchas son las dudas sobre si esos esbozos los llegó a ordenar y dedicar el autor de la manera que hoy día conocemos o si fue Nohl quien lo hizo (recreando en su mente una partitura y una Elise que jamás existieron). El manuscrito de la obra completa nunca ha sido hallado, nadie lo ha visto excepto el musicólogo alemán y, por si fuera poco, ni siquiera lo incluyó en su legado personal.
A las cuestiones históricas añade Chiantore cuestiones controvertidas de escritura musical, proponiendo un análisis formal y tonal para concluir con más interrogantes todavía, puesto que de ser cierto el relato de Nohl, Beethoven rompió en este caso con no pocos de sus hábitos compositivos, a lo que hay que añadir divergencias —indicaciones de tempo, por ejemplo— entre el manuscrito de Bonn y el que supuestamente halló Nohl. Incluso, en una ardua labor detectivesca, el autor enumera no pocos detalles sospechosos que se repiten en la edición de Nohl y en el manuscrito indubitado.
En definitiva, y aunque Chiantore hable de «dudas», apela a la lógica para concluir que Nohl nunca tuvo entre sus manos el manuscrito desaparecido, por lo que su postura es clara. Finalmente, y para quienes se han visto atraídos por el lado del morbo: si la edición de Bonn fue una invención de Nohl, y sólo en ésta aparece la dedicatoria a la misteriosa Elisa, entonces la célebre dedicatari nunca existió. Y yo me pregunto ¿porqué quiso ir tan lejos en su impostura?.

JOAQUÍN GUZMÁN

0 Escriba su comentario:

Publicar un comentario

Vamos! deja tu comentario

Publicar un comentario

Template Designed by Douglas Bowman - Updated to New Blogger by: Blogger Team
Re Updated by Zona de Pruebas